Colines de harina de garbanzos (sin gluten)

Combinan genial con cualquier paté, o solos como tentempié a cualquier hora del día. Quedan muy crujientes y sabrosos.

Ingredientes:

  • 150 gramos de harina de garbanzos (casera, hecha en Thermomix).
  • 30 gramos de fécula de maíz (Maizena).
  • 30 gramos de semillas de sésamo.
  • 40 gramos de aceite de oliva.
  • 90 gramos de agua.
  • 4 gramos de levadura en polvo de repostería.
  • 3 gramos de sal.
  • 1 gramo de azúcar.

Preparación:

Precalienta el horno con calor arriba y abajo a 200º C.

Pon en un cuenco la harina de garbanzos, la harina de maíz, la levadura, la sal, el azúcar y las semillas de sésamo. Mezcla bien todos los ingredientes secos y a continuación incorpora el agua y el aceite.

Amasa con una espátula o rasqueta hasta conseguir una pasta homogénea, pero no será elástica como la masa de pan, se puede moldear como la plastilina. Prepara la bandeja del horno cubriéndola con papel vegetal.

Para formar los colines toma porciones de masa y hazla rodar entre las dos manos hasta conseguir pequeños bastoncitos, ve colocándolos en la bandeja del horno.

Cuando el horno haya alcanzado la temperatura, introduce la bandeja y hornea los colines durante 20-25 minutos, hasta que estén crujientes y se hayan dorado ligeramente. Al retirarlos del horno, pásalos a una rejilla para que se enfríen.

Celíacos: Recepta apta.

Fuente: Gastronomía & Cía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *